martes, 15 de septiembre de 2009

Nada más

Como puede uno cambiar su vida con tan solo pensar. Muchas cosas en las que uno creía comienzan a ser delirios ajenos, contagiados por cierta necesidad de protección, por miedo al universo, por miedo a la muerte. Pensar, pensar de repente, es un amanecer absoluto. Es la luz entrando en tu mente, tus pensamientos iluminados. Tal vez nunca te habías puesto a pensar en eso, y eso te hace sentir completamente estúpido, porque resulta tan obvio. Tampoco podés entender cómo alguien aparentemente pensante puede creer en semejante idiotez. Tampoco podés entender cómo fue que llegaste a tener los ojos cerrados por tanto tiempo, tantos años creyendo, tantos años engañándote. Y si bien nunca le diste demasiada importancia, te sentís tonto de todas maneras. Vos creías que siempre habías usado la cabeza, pero te das cuenta de que no.


"Quien no quiere pensar es un fanático.

Quien no puede pensar, es un idiota.

Quien no osa pensar es un cobarde."

2 comentarios:

  1. Como te digo una cosa te digo la otra no?
    De futbol un dia y al otro...una busqueda delicada y serena del alter ego y del yo. salute...pau

    ResponderEliminar
  2. "quien no pude pensar es un idiota". la verdad es que hay mucha gente idota hoy en dia entonces.
    un saludo.
    lali

    ResponderEliminar