martes, 25 de agosto de 2009

Nothing is real

Cuando el delirio es la única fuente de diversión...
Uno deforma canciones en clase, las canta en spanglish. Por ejemplo, la canción de los Beatles que dice "All together now" puede ser cantada de la siguiente manera (la pronunciación debe ser como la de Argentina) "Allto ogethe ernow", es decir, alto ojete Ernou. O uno puede tomar la canción "Yellow submarine" y transformarla en " ue ay live in a yeyou submarine" en vez de "We all live in a yellow submarine".
Uno hace dibujos completamente deformes y estúpidos en sus cuadernos de apuntes. Al acabarse el espacio en blanco, uno se olvida de las materias y comienza a escribir sobre los apuntes, dandole un lugar primario al delirio y dejando al colegio en un segundo plano.
Uno canta desafinadamente, los agudos, las a, arruinando canciones conocidas o desconocidas.
Uno está en otro mundo, pensando cosas locas y puntiagudas mientras que en la clase la profesora se mata (bah, depende cual) explicando. Y bueno, hasta que no tenga nada interesante que decir, no lo voy a escuchar. Realmente los profesores deliran más que yo por momentos.
Uno piensa en la mejor manera para rascarse las piernas, porque la picazón producida por las medias de lana en un día de no demasiado frío es realmente insoportable, a veces se torna doloroso. Y cuando descubre esa mejor manera, aunque no sea lo suficientemente buena, comienza a poner el marcha el plan, rascándose sin cesar.
Uno mira a sus compañeros y piensa taradeces, se ríe de las caras de concentración y de las de desconcentración. Mira a la profesora de geografía y dice: ¿Por qué no se compró un jean unos 3 talles más grande? ¿Cuál es la necesidad de mostrar esos repugnantísimos rollos que le salen desde el costado como salvavidas del titanic? ¿Acaso no sabe que esa remera es bastante ajustada, al igual que su pantalón? ¿Es que no se da cuenta de que no tiene cuerpo para ponerse esa ropa? Cada uno debe usar el talle que le corresponde, por respeto a los demás.
En fin, el delirio es mi fuente de vida.

2 comentarios:

  1. Lucía amo como escrbís, y ahora tengo ganas de leer tu cuento. Cuando tengas las ganas mandamelo :) Coincido completamente con todo lo que has escrito.-

    ResponderEliminar
  2. jajjajajajajajajajja- y uno mira a la de geografia y ademas piensa: ¿que mierda podria enseñarme esta mina si no tiene la mas puta idea de donde queda la cordillera de los andes ni siquera?.
    pero ahora si, la que delira a lo groso es la de filosofia. insoportables las clases con esa mina... y lo peor es que la materia en si me interesa, lo que no me interesa es ella en general.
    un beso luuu.

    lali

    ResponderEliminar