miércoles, 6 de enero de 2010

Miau

Ahora mi cuarto es un quilombo, hay ropa por todos lados. Pero mi futuro cuarto, que solía ser blanco, es amarillo o naranja, no sé, no lo pude definir. Sí, me gustan los colores. Papá ya me puteó porque le va a costar mucho sacar el verde casi fluorescente que dejé en mi habitación vieja (que sigue siendo mi habitación hasta que papá termine de pintar mi nuevo cuarto). Estoy ansiosa por pasar toda mi ropa (el placard de mi nuevo cuarto es más grande, en realidad la habitación en sí es más grande) y por pasar mis muebles al ex-cuarto de mi hermano. Lo único que voy a extrañar es mi aire acondicionado..mi nuevo cuarto tiene un ventilador del orto, pero bueno, son los sacrificios que hace uno para obtener la habitación más grande de la casa (es 40 cm más grande que mi antiguo cuarto JA, me cago en la diferencia).
Debo agregar que me pasé el día de ayer lijando los bordes de la ventana, la puerta y el placard y hoy tuve que lijar mi nueva cajonera. Igual no me quejo, prefiero hacer algo antes que pasarme el día jugando a los sims 2 o viendo películas.
Estoy feliz.

2 comentarios:

  1. Es reeeee divertido hacer mudanzas... Yo cambio las cosas de lugar de mi habitación cada dosportrés.
    All i need is love, tenés razón

    ResponderEliminar
  2. Por más que sean 40 cm, es lo mejor tener esos 40cm que no tenias antes. Aparte pensá todo lo que podes poner en 40 cm. Por ejemplo una linda silla donde puedas colocar toda la ropa que te sacas y dejarla ahi durante un mes hasta que se te de la gana de acomodarla o (como hago yo) ponerla toda para lavar (antes que andar doblando ropa ajaj)

    ResponderEliminar